Los viernes chiste: Yo deseo……

-catch-fish-sitting-in

Yo deseo……

Patxi e Iñaki quedan a pescar sardinas en la ria de Bilbao. Quedan en el muelle a las 11 y aparece Patxi con una boya de 4 metros de diámetro colgada de la caña.
– Oye Patxi, ¿y por qué llevas esa boya tan grande joder?
– Ya ves, es mucho mejor porque tú la tiras y, aunque haya una tormenta con olas de 4 metros , siempre ves la boya y sabes donde tienes el anzuelo.
– Ah, claro, claro. Oye pues, ¿y de dónde la sacaste?
– Mira tú, pues que el otro día iba por la calle y me encontré una lámpara mágica, la froté y me salió un genio que dijo que le pidiera cualquier cosa que deseara en el mundo, y que me la daría y la hostia pues y así.
– Oyes, pues luego voy a tu casa y le pido yo un deseo mecaguen!.
– Vale, vale.
Media hora más tarde, en casa de Patxi, coge Iñaki la lámpara, la frota y sale un genio.
– Pídeme un deseo y te será concedido.
– Quiero tener pelas, muchas pelas, muchísimas pelas.
– Vete ahora mismo a tu casa que tu deseo ha sido concedido.
Se va Iñaki para su casa, abre la puerta y se encuentra la casa completamente llena de velas y cirios de 2 metros de altura.
Llama Iñaki a Patxi , más cabreado que si sus padres le hubiesen puesto de nombre Modesto, habiendo nacido en Bilbao y le dice:
– Oye Patxi, que yo le he pedido al genio tener muchas PELAS y me ha llenado la casa de VELAS.
Y  Patxi le contesta conteniendo la risa:

– Nos ha jodido, a ver si te crees que yo le he pedido tener la BOYA más grande del mundo.

Figura alegórica de la Alegría

Figura alegórica de la Alegría, Anónimo de Rafael Sancio, primer cuarto siglo XVI

Bendita alegría

Te confunden con otras, alegría:
ingenuidad, simpleza,
candidez,
inocencia.
Te subestiman con diminutivos
sucedáneo de la felicidad
eterna hermana pobre de la euforia.

Parecen no acordarse de la helada rutina,
cuando las insistencias se vacían de sangre
y el espanto aprisiona como un despeñadero.

No recojas el guante, te lo ruego,
olvida el desafío que lanza la ignorancia.
No nos dejes perdidos en medio de qué océano,
sin tu luz, alegría,
la de las manos anchas
la que convierte el alma en lugar habitable.

Desatiende el rumor de las trincheras,
la retórica vana de los oportunistas.
Tú eres el destilado de libertad más único,
el orgasmo espontáneo del espíritu.

Bienhallada alegría
la pura de sabor
la complaciente
tú que vives y reinas en el tuétano limpio
ahora y en el albor de toda hora
quédate con nosotros.

Raquel Lanseros

Esta entrada fue publicada en Los viernes chiste, Oraciones, Poesías, Reflexiones, Relatos y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s