“Juventud”

x Samuel Ullman en 1914

Samuel Ullman en 1914.

Quisiera compartir en el ambigú, “Juventud”, uno de mis poemas favoritos y sin duda el favorito del pueblo japonés, creado cuando tenía 70 años, en plena juventud, por Samuel Ullman.

Samuel Ullman (1840-1924), nació en Alemania, de origen judio. Cuando tenia 11 años, su familia emigra a Estados Unidos, huyendo de la discriminación que sufrian los judios en Europa.                                                                                                                                                 Empresario, humanista y poeta, en su jubilación, encontró refugio en la creación literaria. Sus poemas y ensayos nos llevan por los caminos de la pasión por vivir, el amor, la naturaleza, la familia y la religión entre otros temas.

Para mí es un poema atemporal, y totalmente válido hoy en día. Nos recuerda en cada estrofa el secreto de la vida, que la juventud no es cuestión de unos años más o unos años menos, sino cuestión de la actitud con la que encaramos el camino de la vida. Es uno de los más utilizados por los coach en el mundo de la motivación y superación personal.

Al final de la Guerra Mundial el General Douglas MacArthur fue nombrado Comandante Supremo de las Fuerzas Aliadas en el Japón, con el cometido de reconstruir una nación devastada por la guerra y humillada en su autoestima por las bombas atómicas de Hiroshima y Nagasaki. El General MacArthur hizo del poema de Samuel Ullman un lema de vida. Colgó el poema en su oficina y lo citaba a menudo en sus discursos. Gracias a la influencia del general MacArthur, “Juventud” fue traducido al japonés y fué más popular en Japón que en estados Unidos.

“Juventud” caló hondo en el corazón del pueblo japonés, aportando su valor moral a la energía necesaria para reconstruir la nación y sus vidas. En 1993, con fondos aportados tanto por civiles americanos y japoneses, se fundó el Museo Samuel Ullman en su mansión de Birmingham, Alabama (Estados Unidos).

De las múltiples versiones que existen de “Juventud”, y dado que es un texto digno de  ser releído en más de una ocasión, os dejo en el ambigú dos versiones.(J.L.Soba)

hombre

“Juventud”

La Juventud no es un período de la vida, es un estado del espíritu,
no es una cuestión de mejillas sonrosadas, labios rojos o rodillas ágiles;
es una cuestión de la voluntad, una cualidad de la imaginación,
una intensidad emotiva,
es el frescor de las fuentes más profundas de la vida.

La juventud es una victoria de la audacia sobre la timidez,
del afán de aventura sobre el gusto por la comodidad.
Existe más a menudo en el hombre de sesenta que en el muchacho de veinte.
No se envejece por cumplir años.
Se envejece únicamente cuando se abandona el propio ideal.

Los años arrugan la piel,
pero abandonar el entusiasmo arruga el espíritu.
Las preocupaciones, la pérdida de la autoconfianza, el temor y la desesperación…
Éstos son los enemigos que hacen doblar la cabeza hacia la tierra
y llevan el espíritu hacia el polvo.

Ser joven es conservar a los sesenta o setenta años
un corazón valiente y el deseo de sorprenderse…
El maravilloso éxtasis por las estrellas y por las cosas estrelladas…
El valor ante los desafíos…
La afición a las cosas y a meditarlas,
la intrepidez ante los acontecimientos,
el deseo del niño hacia todo lo nuevo,
la alegría por el juego de vivir.

Eres tan joven como lo es tu propia confianza,
tan viejo como tus dudas,
tan. joven como la confianza en ti mismo,
y tan viejo como tus temores;
tan joven como tu esperanza,
tan viejo como tu desesperanza.

Seguirás siendo joven mientras tu corazón
sea capaz de interpretar los mensajes de belleza,
de valor, de entusiasmo, de grandeza
y de fuerzas que te envían la tierra, los hombres o el infinito…

Cuando las fibras de tu corazón estén rotas
y su fondo esté cubierto por las nieves del pesimismo o heladas por el cinismo,
entonces… serás viejo,
y que Dios tenga piedad de tu alma.

Samuel Ullman.

 

x Juventud“Juventud”

La juventud no es una época de la vida; es un estado mental. No consiste en tener mejillas sonrosadas, labios rojos y piernas ágiles. Es cuestión de voluntad; implica una cualidad de la imaginación, un vigor de las emociones, es la frescura de las profundas fuentes de la vida. Juventud; es el predominio temporalmente del arrojo sobre la pusilanimidad de los apetitos, del ímpetu aventurero sobre el apego a la comodidad.

Esta actitud a menudo se encuentra más en un hombre de 60 años que en un muchacho de 20 años. Nadie envejece meramente por el número de años que ha cumplido.

Envejecemos cuando desertamos de nuestros ideales. Los años pueden arrugar la piel pero cuando se renuncia al entusiasmo, le salen arrugas al alma. Las preocupaciones, el temor, la falta de confianza en uno mismo, encogen el corazón y aniquilan el espíritu. Lo mismo a los 60 años que a los 216, en todo corazón humano palpitan el ansia por lo maravilloso, el constante apetito como de niño por lo que ha de venir y la alegría inherente al juego de la vida. En el centro del corazón – del tuyo y del mío – existe una estación de radio. Mientras recibas mensajes de belleza, esperanza, alegría, valor y fuerza, tanto de los hombres como del infinito seguirás siendo joven.

Cuando se abatan tus antenas, cuando las nieves del cinismo y el hielo del pesimismo cubran tu espíritu, entonces si habrás envejecido aunque sólo tengas 20 años. Pero mientras tus antenas sigan en alto, dispuestas a captar las ondas del optimismo hay esperanza de que mueras joven, aún cuando seas un octogenario.

Samuel Ullman

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Historia, Inteligencia emocional, Mis cosas, Motivación, Poesías, Reflexiones y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s